SANTO DOMINGO, República Dominicana.- Recorrer unas ruinas con casi dos mil años de antigüedad siempre tiene su interés, pero en China puede significar sumergirse, literalmente, en las profundidades de su Historia.