Secuelas psicológicas padecen pasajeros que iban a bordo del vuelo de la aerolínea Red Air, donde algunos de ellos aseguran vivieron momentos de terror y angustia al pensar que no volverían a reencontrarse con sus seres queridos.