En medio del llanto y el dolor fueron sepultados este lunes los restos de un joven asesinado a tiros la madrugada del 24 de diciembre en el sector La Caobas en Herrera, mientras laboraba en su negocio de venta de comida.