Un nuevo golpe deberán enfrentar los padres de familias que tienen a sus hijos inscritos en colegios, ya que además de los elevados precios de la canasta básica y los combustibles debido a la inflación, esos centros de estudios privados aumentarán sus tarifas para el próximo año escolar 2022-2023, por dicho proceso económico.