SANTO DOMINGO.- La auténtica defensa a los trabajadores es una reforma laboral que eleve el poder adquisitivo y el sueldo cotizable de los trabajadores y no mantener rigideces que hace costosa la creación de empleos. Víctor Bautista continúa con el análisis del tema en dos minutos.