Ante el alto nivel de ocupación hospitalaria por parte de pacientes que padecen de enfermedades crónicas y de otro tipo, sumado a los ingresados de COVID, el ministro de salud admitió que el país necesita más camas, equipos y personal de salud para poder cubrir la alta demanda, por lo que recomienda a la población vacunarse contra el virus para evitar internamientos y que se saturen aún más los centros de salud.