La República Dominicana forma parte del registro mundial de las más de 6 mil enfermedades tipificadas como raras.


Las familias afectadas pasan una odisea para conocer el diagnóstico y acceder a terapias y medicamentos que permitan mejorar su calidad de vida. Narran los sentimientos encontrados que forman parte de su día a día al cuidar a sus hijos que tienen padecimientos poco comunes.