República Dominicana tiene condiciones y fundamentos económicos para cruzar el temporal que representa la guerra de Ucrania, pero es importante poner en marcha una estrategia basada en reformas y producción interna.