Con un funeral sencillo, como él lo pidió, la iglesia Católica y sus feligreses velaron este jueves en la parroquia San Juan Bosco los restos del padre Luis Rosario, cuya labor con la niñez y juventud es recordada por varias generaciones de dominicanos.