A sólo unas horas de que el país celebre el Día de las Madres, varias personas aguardan ansiosas afuera del hospital Moscoso Puello con la esperanza de recibir buenas noticias sobre la salud de sus progenitoras, quienes están internas, afectadas por COVID-19.