Justo cuando faltan menos de 48 horas para el inicio oficial del año escolar, padres de estudiantes de sectores populares se preparan para enviar a sus hijos a las escuelas con la incertidumbre por la confirmación de que en el país ya circula la variante Delta del coronavirus, altamente contagiosa.