A partir de este martes, los sectores de La Zurza, el Ensanche La Fe y La Puya de Arroyo Hondo en el Distrito Nacional se integraron al Plan de Seguridad Ciudadana “Mi País Seguro”, que busca reducir los niveles de delincuencia y criminalidad en los barrios con mayor índice de hechos delictivos.


Unos 250 agentes de la policía se sumarán al patrullaje en las calles en esos tres sectores, a donde se extendió el plan piloto implementado en el marco de la Estrategia Integral de Seguridad Ciudadana.


La noticia fue recibida con escepticismo por moradores en los barrios intervenidos.


Como parte del plan de seguridad, las autoridades informaron que instalarán en esos sectores dos puestos para la entrega y recolección de armas de fuego ilegales como hicieron en Cristo Rey, donde a la fecha se han recuperado casi 6 mil artefactos, según el ministro de Interior y Policía. 


Al encabezar el acto de puesta en marcha del plan realizado en el sector La Zurza, la vice presidenta Raquel Peña reconoció que la inseguridad ciudadana es un desafío para el Gobierno y aseguró que no existe una fórmula mágica para combatirla.


Los agentes,  quienes se integrarán de inmediato a las labores preventivas en esos tres sectores, fueron dotados con 8 camionetas, 11 motocicletas,  macanas, chalecos antibalas y esposas. 


A las labores también se sumarán efectivos de la Dirección Nacional del Control de Drogas (DNCD).


En el acto,  dirigentes comunitarios aprovecharon el escenario para solicitar la construcción y adecuación de diversas obras de carácter social. 


Aunque todavía no se conocen los avances del plan piloto implementado en San Francisco de Macorís, en Cristo Rey, las autoridades aseguraron que se redujo la criminalidad en un 67 por ciento.