El déficit del 2.99 por ciento proyectado para el presupuesto público del 2022 generó revuelo este martes en el Congreso Nacional, donde legisladores de la oposición instaron al gobierno central a no sustentar los gastos en créditos, sino en la reducción de sus erogaciones y la eliminación de exenciones fiscales a las empresas.