REDACCIÓN INTERNACIONAL.- En la ciudad de Center Line, en el estado estadounidense de Míchigan, un hombre estuvo a punto de causar una tragedia por querer matar con un encendedor una araña que estaba en su auto mientras cargaba gasolina. Felizmente pudo apagar el fuego con un extinguidor y el incidente no pasó a mayores. El hombre sólo sufrió quemaduras menores.