Las enfermedades cardiovasculares, la diabetes y el colesterol son algunos de los padecimientos más presentes en nuestra población.


En la mayoría de los casos, estas condiciones no presentan ningún tipo de síntoma, por lo que debemos siempre realizarnos chequeos de rutina para evitar cualquier eventualidad.