Los 10 millones de pesos que supuestamente devolvió al Estado el ex director de la OISOE, Francisco Pagán, tras haber admitido que adquirió bienes y dinero que no le pertenecían, no son ni la cuarta parte de lo que el también imputado en la Operación Antipulpo sustrajo durante su gestión en esa institución, de acuerdo con la vocera de Participación Ciudadana, Leydi Blanco.