SANTO DOMINGO, República Dominicana.- La Dirección de Casinos de Hacienda o cree somos tontos o Indios. Este martes, presentó la destrucción de 200 máquinas tragamonedas. Todos los medios se hicieron eco, incluyendo noticias SIN.

Pero al analizar el video, los que conocen de este negocio ilícito y corrupto, ven que en la destrucción falta algo.

Miren las imágenes, la retro pala aplasta cajones vacíos, o sea el cascarón del equipo.

Es que, tal y como habíamos denunciado anteriormente, el valor de estos equipos, radica en el sistema operativo que está dentro, que tiene un costo de aproximadamente 30 mil pesos y que no destruyen porque se los devuelven a los mismos maquineros a quienes le incautan, claro está, por un módico precio.

Al cuestionar la semana pasada al titular de la dirección de Casinos,  nos dijo que dicho sistema operativo era destruido con otra máquina por “su dureza” que impedía que una retro pala lo   demoliera con eficiencia.

Vamos a ver, si es cierto que un equipo como este no tiene la capacidad de lograr la destrucción total del equipo, algo que dudamos porque se trata de una máquina pesada potente, utilizada en todo tipo de construcciones, que incluso expertos nos han dicho es más de lo necesario para la operación que realiza Hacienda, entonces la Dirección de Casinos no mal haría en presentar el proceso completo de demolición y mostrar con transparencia qué hacen con las tragamonedas incautadas. El proceso está incompleto, no desmayaremos en seguir nuestra campaña en contra de este negocio ilegal, porque un sinnúmero de padres se nos acercan a diario, quejádose de lo que este vicio provoca en sus hijos, gastando incluso el dinero de la comida.

Este negocio  prolifera porque no hay voluntad para tomar medidas que lleven a su erradicación y porque muchos se benefician económicamente del dinero que pagan por debajo de la mesa los maquineros para que no les incauten los equipos.

Basta Ya!