Un joven prospecto de grandes ligas murió aplastado por una pared este sábado a causa de los fuertes vientos causados por la tormenta tropical Elsa.


El adolescente de 15 años estaba en casa de sus padres de forma temporal por el paso de la tormenta.