A un poco más de un mes de que inicie el nuevo año escolar, la presencia de padre en busca de los libros de textos de sus hijos es mínima, de acuerdo con algunos  vendedores del material didáctico.


Tanto los comerciantes de esta zona y la avenida Duarte, señalan que la fecha en la que inicia el próximo año escolar ha sido un factor determinante en torno a la poca presencia de compradores.