Bajo candado permanece la puerta de la frontera en Jimaní, tras la orden de cierre emitida por el presidente de la República, Luis Abinader, como medida preventiva ante cualquier situación que se pueda generar en Haití.


Mientras, el personal de migración está de puesto para ayudar al rápido regreso de los dominicanos en Haití, el operativo Gavión continuaba desplegando militares en toda la línea limítrofe.


Las labores de vigilancia se extienden por aire mar y tierra integran todos los cuerpos castrenses, quienes se mantendrán en sesión permanente hasta nuevo aviso.