Los organismos de socorro en Santiago advirtieron que la acumulación de agua en el suelo también podría generar inundaciones.  


Aunque las lluvias no han sido tan fuertes como en la capital, la provincia Santiago está bajo alerta amarilla y  la defensa civil activó el comité de emergencia tras advertir a residentes en zonas vulnerables sobre posibles inundaciones.