Residentes de esta ciudad abarrotan los principales centros de ventas del tradicional lechón asado, alimento principal de la cena de Nochebuena.