"Free Rochy" y "queremos libertad", así vociferan decenas de seguidores en las afueras de la Primera Sala Penal de la Corte de Apelación de Santo Domingo pidiendo la libertad del artista urbano, acusado de incurrir en agresión sexual contra una menor de 16 años.