Al menos 6 de las principales 10 causas de muerte podrían estar relacionadas con nuestra alimentación según un nuevo estudio, el cual indica que la mayoría de muchas enfermedades y hasta tipos de cáncer podrían evitarse si llevamos una dieta saludable.