La incertidumbre se ha apoderado de los profesionales y técnicos del Sector agropecuario debió a la ola de cancelaciones desatada en las instituciones afines al agro.