SAN PEDRO DE MACORÍS.- Tras casi medio siglo de trabajo en los ingenios azucareros del país, cientos de cañeros del Batey Consuelito en en esta provincia, viven en extrema pobreza, sin documentos y aquejados de enfermedades.