REDACCIÓN.- Tiger Woods mostró señales del ex número 1 del mundo este domingo, luego de jugar las 3 primeras rondas 2 bajo par, cerró una última ronda de 62 golpes, 8 bajo par, en el Honda Classic en Palm Beach Gardens, Florida.

[flashvideo file=http://www.noticiassin.com/wp-content/uploads/2012/03/DEPORTES-6-AM-51.flv /]

Ver en dispositivo moviles

Tiger tuvo una ronda libre de bogeys que incluyó 2 eagles, uno en el hoyo 3 y otro en el hoyo 18. Empezó la ronda a 9 golpes de líder y al momento de terminar estaba de líder en el clubhouse.

Pero el verdadero protagonista de la jornada lo fue el norinlandés Rory McIlroy, ganador del US Open del 2011 cerró con una sólida última ronda de 59, 1 bajo par, menos 12 en total para adjudicarse el Honda Classic 2 golpes por encima de Tiger y de paso desplazó al inglés Luke Donald como el número 1 del mundo en el Ranking Mundial.

El jugador de Hollywood se convierte en el primer irlandés que gobierna el golf mundial en la historia del ránking, aunque no el más joven (sí el segundo) pues ese privilegio aún lo conserva Tiger Woods, quien lo logró en 1997 con 21 años y 6 meses.

En el Staples Center de Los Ángeles, Kobe Bryant anotó el domingo 33 puntos en su tercera actuación estelar consecutiva desde que Dwyane Wade se fracturó la nariz en el Juego de Estrellas, y Los Ángeles Lakers vencieron 93-83 al Miami Heat.

Wade consiguió apenas 16 unidades antes de dejar el juego por acumulación de faltas a la mitad del cuarto período.

Metta World Peace encestó 17 puntos y encabezó una defensa sólida de los Lakers, que han ganado 17 de sus últimos 18 juegos en casa. Andrew Bynum tuvo 16 unidades y 13 rebotes en un juego en que Los Ángeles nunca estuvo abajo en el marcador ante Miami durante los últimos 44 minutos.

LeBron James registró 25 puntos, capturó 13 rebotes y repartió siete asistencias para el Heat, que perdió en los últimos dos partidos de su gira de tres juegos.

En Charlotte, Deron Williams estableció el domingo un récord de los Nets al meter 57 puntos en la victoria de Nueva Jersey por 104-101 sobre los Charlotte Bobcats.

Williams, quien llegó al partido con un promedio de 21,7 unidades por juego, acertó 16 de 29 tiros de campo y tuvo un registró perfecto de 21-21 desde la línea de tiros libres.

Williams rompió la marca previa de la franquicia de 52 puntos que compartían Mike Newlin y Ray Richardson. Fue la segunda anotación más alta de un jugador contra los Bobcats, luego de las 58 unidades que Kobe Bryant logró en el  2006