SANTO DOMINGO, República Dominicana.- Desconocidos irrumpieron un negocio de auto adornos de la avenida Rómulo Betancourd y cargaron con todo, el segundo robo en menos de tres meses.

El procedimiento para el robo parece ser parte de una estrategia. Inician a las 3 de la madrugada con la destrucción de las cámaras de seguridad de la parte frontal.

Dos horas después, violan la puerta de entrada con lo que parece una máquina de soldar, para concluir su misión de inhabilitar todas las cámaras.

La propietaria del auto adorno lamenta que sin tener aún la solución del primer robo realizado en marzo, se produzca un segundo, por lo que teme quedar en quiebra.

Destacaron que el caso ya está en manos de la Policía, pero entienden que el proceso va lento.

La administración del negocio presume que los ladrones son los mismos en ambos robos, donde las pérdidas superan los dos millones de pesos