Redacción.- Aunque en el embarazo aparecen diferentes molestias como náuseas o dolores, esta etapa no debe definirse como una enfermedad.

Sin embargo, hay muchas prácticas que deben evitarse durante esta etapa, como el consumo de alcohol y tabaco.