LA INDIA.- La plaga del trabajo infantil es un drama social que está en aumento en todo el planeta. Varias organizaciones no gubernamentales buscan hacer frente a ese problema atrayendo la atención sobre casos particulares de niños que se ven obligados a trabajar muchas horas seguidas en vez de estudiar.

La niña india Priya tiene ocho años y trabaja en una fábrica de ladrillos en Nueva Dehli, situada cerca de su casa. La ONG Naya Nagar la ayudó crear su propio perfil en la red social laboral LinkedIn. Sin embargo, Priya no busca trabajo. Quiere educación. "Me encantaría ir a la escuela", se lee en el apartado Educación, publica 'El País'.

"Mi padre prepara la mezcla, mi madre en cuclillas moldea el adobe y mis hermanos y yo damos la vuelta a los ladrillos durante varias horas hasta que se secan. Trabajamos aproximadamente 15 horas diarias para conseguir seis dólares entre todos", según Priya.

Bajo la campaña 'Priya no busca trabajo', la ONG Naya Nagar solicita ayuda para cambiar ladrillos por días de educación: 20 euros se traducen en 80 días de escolarización, explican desde la organización.

Fuente: RT en Español