Brammer asegura que los animales llamaron directamente a su puerta. "Literal. Sus patas estaban golpeando mi puerta", señaló el hombre en una conversación con The Huffington Post.

REDACCIÓN.- John Paul Brammer, director editorial de la organización estadounidense Trevor Project, que se dedica a ayudar a jóvenes LGBTQ en crisis, estaba disfrutando de un sábado tranquilo en su casa cuando escuchó a alguien tocar la puerta. Al abrirla, encontró para su asombro a un gato y dos perros.

Brammer asegura que los animales llamaron directamente a su puerta. "Literal. Sus patas estaban golpeando mi puerta", señaló el hombre en una conversación con The Huffington Post.

https://twitter.com/jpbrammer/status/1106974704215183362

Después de entreabrir la puerta ya no hubo marcha atrás. A pesar de los esfuerzos del hombre por evitar una 'invasión', el gato se coló en su apartamento.

https://twitter.com/jpbrammer/status/1106976389939507209

Brammer lo documentó todo en su cuenta de Twitter. El felino se sintió como en su propia casa y empezó a explorar su nuevo territorio curioseando entre las pertenencias del hombre.

https://twitter.com/jpbrammer/status/1106977022172119040

https://twitter.com/jpbrammer/status/1106978369751695360

Mientras el gato se hacía dueño del lugar, Brammer descubrió que los animales habían escapado de un apartamento de la planta de arriba que encontró vacío y con la puerta abierta de par en par. El hombre llevó a los perros hasta su casa y cerró la puerta, pero ellos tenían sus propios planes.

Al volver a su piso, Brammer no tardó en escuchar el ya conocido toc-toc. Los canes estaban otra vez esperando fuera, meneando sus colas.

https://twitter.com/jpbrammer/status/1106979252786917377

Cada vez que Brammer los intentaba encerrar en el apartamento de sus dueños, los perros lograban volver a escaparse.