x

Cliente le deja una propina de US$3.000 dólares a una empleada

El buen samaritano que le dejó la propina de su vida le dejó escrito por detrás del recibo: "Gracias por sonreír. Trabajas duro. El país está en un mal sitio. Por favor, haz algo bueno por otro ser humano. Disfrútalo".

Imagen sin descripción
Escuchar el artículo
Detener

REDACCIÓN INTERNACIONAL.– Michelle Bozeman lleva más de 20 años como camarera en Lewis County (Washington) y hasta ahora nunca había recibido una propina como la que le acaba de dejar un cliente del restaurante de carretera donde trabaja. Nada más y nada menos que 3.000 dólares.

Cuando se lo dijeron, no se lo podía creer. Le enseñó el recibo a su jefe y al darle la vuelta al ticket comprobó que no había habido una equivocación. El cliente había añadido a su consumo de 44,42 dólares, los 3.000 de propina para la camarera que lo había atendido: Michelle Bozeman.

El buen samaritano que le dejó la propina de su vida le dejó escrito por detrás del recibo: «Gracias por sonreír. Trabajas duro. El país está en un mal sitio. Por favor, haz algo bueno por otro ser humano. Disfrútalo».

Michelle Bozeman narra lo ocurrido a King5 radiante de felicidad. Ahora tienen un incentivo más para seguir trabajando porque su buen trato no ha pasado desapercibido. Le queda por cumplir el deseo de su benefactor: hacer algo bueno por otra persona.

Comenta con facebook