x

Inundaciones en Inglaterra obligan a evacuar cientos de hogares y a cancelar trenes

Comunicado

En declaraciones a los medios británicos, Sunak lanzó un mensaje de tranquilidad a los afectados y aseguró que la Agencia Medioambiental está actuando con "celeridad".

Imagen sin descripción
Escuchar el artículo
Detener

LONDRES.- Cientos de viviendas han tenido que ser evacuadas en las últimas horas debido a las graves inundaciones que sufren diferentes partes del centro y el sur de Inglaterra, que también han llevado a la cancelación de varias rutas ferroviarias.

A las 13.00 GMT de este viernes permanecían activas 264 alertas de inundación por todo el país, una cifra que bajó respecto a las más de 300 a primera hora de la mañana.

Las crecidas más importantes se produjeron en el río Trent a su paso por la comarca de Nottinghamshire (centro), que alcanzó sus niveles más altos en dos décadas.

Según las autoridades del condado, más de un centenar de casas han sido anegadas por las aguas y se teme que la cifra pueda crecer según pase el día, pese a que el nivel del cauce ha comenzado a bajar.

El río alcanzó una altura máxima de 5,35 metros, poco por debajo de su máximo histórico de 5,5 metros registrado en el año 2000.

Según la Agencia Medioambiental, más de un millar de propiedades han sufrido inundaciones como consecuencia del desbordamiento de los ríos y canales del país tras más de una semana de fuertes lluvias y del paso de la tormenta Henk.

Las avenidas también han ocasionado fuertes perturbaciones al transporte por ferrocarril, y la compañía Great Western Railways, que opera en el suroeste del país, ha tenido que cancelar las líneas entre Reading y Taunton y entre Swindon y Bristol.

Se espera que a lo largo del día la presencia de un frente frío ponga fin a las precipitaciones, pero gran parte de las orillas de los ríos se hallan ya tan saturadas que habrá nuevas crecidas.

La Agencia Medioambiental ha lanzado un llamamiento a los vecinos ribereños del río Trent en las Midlands (centro) y Gloucester (oeste), y del río Avon en el suroeste de Inglaterra, a no conducir sus vehículos a través de las zonas anegadas por el agua.

En un comunicado, el organismo explicó que tanto hoy como mañana, sábado, continuarán las inundaciones, y el riesgo no desaparecerá en los próximos cinco días pese a un tiempo más seco.

«Instamos a la gente a no conducir a través de las crecidas y a seguir el consejo de los servicios locales de emergencia en las carreteras: las aguas son a menudo más profundas de lo que parecen y solo 30 centímetros de profundidad son suficientes para hacer flotar su coche», dijo Stefan Laeger, responsable de la agencia.

Hasta el momento se han tomado medidas para proteger más de 44,000 propiedades de las crecidas causadas por las lluvias.

La oposición ha criticado al primer ministro, Rishi Sunak, por la tardanza del Gobierno en responder a la situación, y le ha instado a visitar las zonas afectadas.

En declaraciones a los medios británicos, Sunak lanzó un mensaje de tranquilidad a los afectados y aseguró que la Agencia Medioambiental está actuando con «celeridad».

Comenta con facebook